¿La gente entiende que es lo importante?


Muchos de los problemas que veo en las organizaciones no tienen que ver con falta de tiempo de las personas, sino con la forma en que esas personas priorizan. Mi teoría es que cuando alguien no hace algo comprometido no es por falta de tiempo, es porque eligió priorizar otra cosa.

Esto, que a escala individual podría quedar en lo anecdótico (dos personas no se ponen de acuerdo), a escala organizacional se vuelve una pérdida de energía fenomenal. 

El problema de la priorización nos lleva al tema del incumplimiento de compromisos. Las organizaciones construyen su marca y sus servicios (compromisos) sobre otros compromisos internos. Por ejemplo le prometo algo a un cliente porque fulano me prometió que va a tenerlo listo para cierta fecha. Si fulano no cumple, yo tampoco.

Invertir tiempo en crear una cultura donde las prioridades están claras y los compromisos se honran es siempre una buena idea. Empresas como Google utilizan herramientas para mantener alineada a toda la organización en lo importante (OKRs) por algo.

Para otra ocasión queda la discusión de cómo decir que NO a los pedidos tempranamente para no encadenar incumplimientos. El punto aquí es que "el NO" debe fundamentarse en las prioridades bien entendidas.

Seguimos pensando..

Comentarios