2014-01-29

Ningún momento ocurre otra vez: Ichi-go ichi-e

Garr Reynolds, en un post titulado A conversation with Nancy Duarte in Silicon Valley, toca un tema en el que he pensado alguna vez:

I'm much less productive professionally than I was before my daughter was born over three years ago, but I think I have a greater sense of purpose and a clearer idea about what's important and what is not. Since having a son almost two years ago things have become even more hectic, but also more rewarding.

Ojo, menos productivo profesionalmente no es lo mismo que menos productivo en el trabajo. Al contrario, tal vez su llegada te hace ganar foco o intensidad. Dado que tenemos otras cosas [más] importantes que hacer, debemos aprovechar al máximo el tiempo que dedicamos al trabajo para luego liberarnos.

La otra idea del post también es poderosa: ningún momento pasa otra vez. Cuando uno revisa su vida bajo este concepto termina entendiendo que muchas de las cosas por las que se preocupa, discute o pelea, no valen la pena.

Seguimos pensando..

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Muchas gracias por comentar. Por favor deja tu nombre y/o email, los comentarios son mucho más valiosos cuando se sabe quien los hace.